visión afectada por retinopatía diabética

Retinopatía diabética

Se presenta como una complicación de la diabetes y casi todos los pacientes con diabetes mellitus tipo II pueden presentar  evidencia de retinopatía diabética después de 20 años de padecer la enfermedad.

Todo paciente diabético debe revisarse anualmente por un oftalmólogo.

Tratamientos

El tratamiento de la retinopatía diabética no revierte el daño que ya ha ocurrido, pero puede ayudar a impedir el avance de la enfermedad.

Quirúrgico

Si se detecta un caso más avanzado, podría ser candidato a la llamada “Cirugía ocular que se utiliza para extraer el vítreo” o “Cirugía ocular para corregir el desprendimiento de retina”(dependiendo el diagnóstico del médico especialista).

No quirúrgico

La prevención de la retinopatía diabética consiste en ofrecer un tratamiento con láser en la retina (fotocoagulación) para disminuir las complicaciones como el sangrado y evitar progresión del daño.

¿Quienes son candidatos?

Son posibles candidatos aquellos pacientes que padecen de diabetes o con antecedentes de diabetes gestacional, pacientes con visión borrosa o con manchas.

Sin embargo, todos los pacientes diabéticos deben acudir con el Oftalmólogo por lo menos una vez al año, para que le realice los siguientes procedimientos preventivos: examen de agudeza visual y examen de fondo de ojo con dilatación pupilar.

Decídete, mejora tu vista.

y vuelve a disfrutar del espectáculo de la vida

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *